A mitad de camino






Este lugar pretende ser "una bocanada de aire fresco" para todo aquel que se acerque y participe. Un lugar de encuentro, donde se carguen las pilas con energía positiva.

Donde nos ayude a ver las cosas de otra manera, y por ende, nos haga disfrutar de la vida, nuestro mayor don.
Un sitio que te permita contactar con la naturaleza.

Trabajar los pensamientos, mejorar las emociones, disfrutar de sensaciones.... para conseguir ser feliz.

Ser positivo siempre pretende pues, dar "esa mano amiga" que en alguna ocasión todos necesitamos.







martes, 16 de noviembre de 2010

LAS ISLETAS




El doctor Morris de Edimburgo, hizo un experimento en 1985 con cobayas.

A un grupo de 12 de ellos los metió en un estanque de agua donde había unos montículos de piedras para que pudieran sostenerse, pero... puso leche en el agua para enturbiarla. Mientras nadaban buscando la salida, encontraron el lugar donde apoyarse y descansar antes de perecer ahogados.

A otro grupo de 12 cobayas los metió en el estanque, pero sin piedras, no tenían donde sostenerse. Después de un rato, Morris tuvo que sacarlos a todos, pues si no lo hacia, se ahogaban.

Luego, hizo el experimento definitivo. Echó a los 24 cobayas juntos a un estanque de agua enturbiada con leche, pero... esta vez sin piedras, sin ningún montículo donde sostenerse. ¿Sabeis que pasó?...

Los 12 cobayas que tuvieron la suerte de tener piedras en el primer experimento, nadaron todos a un ritmo tranquilo y durante más tiempo pues recordaban las invisibles isletas salvadoras de la primera prueba, lo que les motivaba a buscarlas con la esperanza de encontrarlas.

Por el contrario, los cobayas que durante la primera prueba no habían tenido esas isletas, ningún apoyo, tenían menos motivación para nadar, chapoteaban sin rumbo, hasta que el doctor tuvo que sacarlos antes de su ahogo.

Nosotros, casi todas las personas que tuvimos una adicción, hemos pasado por fases en las que conseguimos superarla,...y sin embargo recaímos. Pero los que ya lo dejamos una vez... sabemos que hay isletas que nos pueden ayudar.

Jabo ( dedicado a los que están dejando alguna adicción)

12 comentarios:

✙Eurice✙ dijo...

Buenas enseñanzas dejas en tu espacio...siempre para reflexionar.
Saludos!

Marta, Simplemente Marta... dijo...

Los poemas de amor de Mario Benedetti están cargados, en su gran mayoría, de una enorme tristeza... Y sí, tienes razón, este me pilló por sorpresa, porque me hizo recordar lo que tenía que tener olvidado... ¿La razón? Que amo tanto la poesía y debo meterme tanto en el poema que traduzco a imágenes, que suelo llegar a su esencia, y eso, en este caso, removió recuerdos que aún están frescos en mi memoria y que aún duelen cuando salen a la luz de nuevo...

Pero ¡qué razón tiene esa frase que dice que el tiempo y el amor lo cura todo! Cuando tú te dejas curar... ¡Claro! No pierdo mi sagrado tiempo en recordar un pasado que ya no existe y en casa de mis padres, donde he establecido mi residencia definitiva, huele a amor en todos los rincones de la casa...

Gracias Jabo, por estar ahí... Un beso y una flor...

luzysolyluna dijo...

Hola Jabo: Muy buena la historia esta como ejemplo, para todo, no solo para las adicciones.
Por cierto no puedo ver los comentarios en mi blog, del tema que puse ayer, me habran metido un virus, los otros posts si, y ese no.
Asi que no puedo contestar a la gente. A ver si en otro momento va. Lo curioso es que en el post anterior si va.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

No siempre va a existir una mano que te salve de ahogarte.

La desición en nuestra.

Jabo dijo...

Eurice: muchas gracias por comentar y reflexionar.

Marta: veo que estas mejor, lo cual me alegra mucho. Con tiempo y con amor...

Lucía: es cierto. Podía haberlo puesto en otra categoría, además de en adicciones.
Lo importante es la moraleja del relato. La esperanza que subyace, cuando ya se ha probado la mano amiga, cuando en otra ocasión lo conseguiste...

Anónimo: asi es. No siempre habrá alguien dispuesto a tenderte la mano. Por eso es tan importante que fortalezcamos nuestra autoestima.

Abrazos a todos. Jabo

Carmen Rosa dijo...

Para superar una adicción hay pasos a seguir, donde las personas son sometidas a pruebas que tiene que sobrepasar. Buen ejemplo el de las isletas que nos enseña que tener un objetivo y esperanza nos ayuda a seguir adelante creyendo que sí se puede.
Abrazo Jabo.

Ricard dijo...

Hola Jabo.
Ostras!...me ha encantado el experimento.
Muy buena exposicion y muy buena reaccion de la mente animal.
¿Tenemos los humanos el mismo criterio de reaccion que los animales?
Te felicito por la entrada.
Abrazo fuerte.
Ricard

RECOMENZAR dijo...

me ha encantado tu blog tremendo de palabras que se juntan bailando la misma danza
un abrazo

Ángeles dijo...

Yo soy como la cobayita que no tuvo apoyos y ando chapoteando sin rumbo.
Pero lo triste es que si los hubiese tenido seguro, seguro hubiese dirigido mi mirada en otra dirección para no toparme con ellos.
Soy, por ventura, un caso perdido?.
Saludos.
Ángeles.

Javier F. Noya dijo...

Me tomo este post como dedicado (entre otros) a mí pues hace justamente 18 meses que dejé el cigarrillo. Y el que diga que no es una adicción...Cuarenta por día y cigarros de hoja incluidos son la muestra de que sí lo es. Y es cierta tu enseñanza, no importa si uno vuelve o no, sino no dejar que flaquee la voluntad de dejar. Al final se puede. Abrazo.

Jabo dijo...

Carmen Rosa: gracias por entender tan bien el sentido del post.

Ricard: no se si tenemos las mismas reacciones, pero al menos el post nos hace reflexionar.

Recomenzar: gracias por tus palabras. Vuelve cuando quieras.

Angeles: no eres un caso perdido, ni mucho menos. Pero si eres pesimista, y eso aqui te lo vamos a cambiar.

Javier: si, esta dedicado a todos ( me incluyo) que tuvimos una adicción. Felicidades por dejarlo.

Abrazos a todos. Jabo

canela78 dijo...

Cada dia aprendo algo,y en este blog siempre encuentras algo q retener,gracias.